COMPARECENCIA SOBRE LA LIMPIEZA EN MADRID

Purificación Causapié propone al gobierno de Carmena auditar los contratos de limpieza y negociar con las empresas adjudicatarias

28/01/2016

La portavoz socialista ha señalado al Partido Popular como “principal responsable” de la situación actual


Madrid, 27 de enero de 2016.-


La portavoz del Grupo Municipal Socialista, Purificación Causapié, ha propuesto al gobierno de Manuela Carmena que realice una auditoría de los contratos de limpieza y negocie con las empresas la solución del problema. La portavoz ha recordado las denuncias vecinales sobre el estado de suciedad de la ciudad, que ha calificado de “estado crónico”  desde que entraron en vigor los contratos integrales, el 1 de agosto de 2013.
Es por tanto el Partido Popular el responsable originario del problema actual y así lo ha recalcado Causapié. “Habría que preguntar al anterior gobierno municipal del PP por qué firmó y permitió este contrato y también por qué autorizó a las empresas concesionarias aplicar estos ERTES a sabiendas de que su puesta en marcha iba a producir un desastre en la situación de la limpieza de la ciudad con un perjuicio muy importante para los ciudadanos”, ha indicado antes de expresar que el PP “también debería responder por qué aprobó aquellos pliegos de condiciones que condenaban a la ciudad a la suciedad”, ha indicado.


“Por tanto –ha insistido la socialista- la principal responsabilidad de la situación de suciedad existente en la ciudad es del anterior gobierno del PP que ha dejado un contrato de limpieza con recortes inadmisibles por el que debería de responder ante los ciudadanos madrileños”.


Causapié ha señalado que las empresas afirman que no pueden hacer más con el dinero que tienen. En su opinión, tampoco debieron aceptar unos contratos con los que “no se podía garantizar el servicio de limpieza en Madrid”.


“Nos preocupa enormemente la situación actual”, ha indicado Causapié, que ha defendido la negociación del Ayuntamiento con las empresas como una de las vías más eficaces para empezar a atajar el problema. Las negociaciones previas han conseguido la incorporación de 500 trabajadores pero es necesario recordar que la reducción de plantillas afectó a 2.000 empleados. “Por tanto sigue habiendo un enorme déficit de personal”.
Finalmente Causapié –que ha abogado por incrementar el esfuerzo en las inspecciones- ha insistido en que el Grupo Municipal Socialista apoyará al gobierno municipal en las negociaciones con las empresas “para solucionar el problema”.


“Es imprescindible dejar la demagogia y pensar en resolver los problemas de la gente. Al PP que asuma que hizo una nefasta gestión de un servicio público esencial, a las empresas a que admitan que nunca debieron asumir un contrato con el que según ellas no pueden garantizar un servicio público al que se comprometieron, y a los demás, que dejen de hacer propuestas inviables y busquemos soluciones. Si las empresas entienden que esta Corporación está unida, no dudo que será más fácil la negociación con ellas y arreglar la situación”, ha terminado.