Causapié reclama a Carmena el desalojo de “La Ingobernable” y la anulación del convenio con la Fundación Ambasz

11/05/2017

La portavoz del Grupo Municipal Socialista ha exigido la anulación del convenio con la Fundación Emilio Ambasz para que se revierta el edificio al Ayuntamiento y se destine a equipamientos públicos para todos los vecinos.

 
Causapié ha avanzado que presentará una proposición con ambas propuestas en el próximo pleno. 
 
Madrid, 11 de mayo de 2017.-
 
La portavoz del Grupo Municipal Socialista, Purificación Causapié, ha reclamado a la Alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, que ordene “con diligencia” el desalojo del edificio Ambasz y que cancele el convenio con esta fundación para que el inmueble vuelva a ser de plena titularidad y uso municipales. 
 
“Somos conscientes y entendemos que la ciudad debe brindar espacios públicos para las asociaciones pero debe hacerse en el marco de la regulación establecida, a fin de garantizar la igualdad de oportunidades”
“Primero el PP cedió un edificio de gran valor a una entidad privada, después el Gobierno de Ahora Madrid mantiene la situación y permite además que el edificio sea ocupado. Entendemos que en ambos casos se están lesionando los derechos de los ciudadanos y del Ayuntamiento de Madrid, puesto que los edificios públicos se deben usar para equipamientos públicos que usen todos los madrileños”, ha añadido la portavoz.
 
Por ello, Causapié ha exigido también que el gobierno municipal anule el convenio suscrito por el anterior gobierno popular con la Fundación Emilio Ambasz, un acuerdo por el que el Ayuntamiento de Madrid cedió por 75 años este edificio de más de 3.000 metros cuadrados en el corazón de la capital.
 
La dirigente socialista ha adelantado que su grupo presentará en el próximo Pleno municipal una moción que recoja ambas iniciativas, el desalojo del local y su vuelta a la plena propiedad municipal para dotarle de un uso “coherente con las necesidades de los vecinos y vecinas del distrito Centro”.
 
La portavoz socialista ha recordado que su grupo siempre se mostró en contra del convenio con la Fundación Ambasz, al entender que ese proyecto no era el más adecuado para ese edificio y siempre ha reclamado que allí se ubicasen servicios sociales y culturales para los vecinos.
 
La cesión del edificio fue acordada por la ex alcaldesa Ana Botella en mayo de 2015, sin pasar por el Pleno municipal y a escasos días de las últimas elecciones municipales. Posteriormente, hasta 5 informes tanto municipales como de la Comisión de Patrimonio o de la propia Real Academia de Bellas Artes de San Fernando se pronunciaron en contra del proyecto de remodelación que propuso Ambasz para acoger allí un museo de arquitectura. 
 
“La mala concepción del proyecto iniciada por el PP y la desidia del actual Equipo de Gobierno para corregir esta situación han desembocado en la situación actual: un edificio sin uso que ha sido ocupado sin que el Ayuntamiento intervenga para restablecer la legalidad y utilizar el patrimonio municipal para atender las necesidades de los vecinos y vecinas de Madrid”, ha señalado Causapié.
 
Anteriormente el edificio fue sede de la Universidad Nacional de Educación a Distancia, centro de salud y escuela de idiomas.